El verano es un periodo estupendo para experimentar con nuevos sabores y formatos que sirvan para combatir el fuerte calor de estas fechas. Por eso traemos a este blog una receta que combina el gintonic con una de las tendencias gastronómicas imprescindibles: los polos helados.

Esta es la receta:

  • Una tónica
  • Onza y media de ginebra
  • 1/4 de lima exprimida
  • Varias rodajas de pepino

Elaboración: mezcla la tónica, la ginebra y el zumo de la lima. Vierte la mezcla sobre una polera, mete dentro una o varias rodajas de pepino y déjala congelar durante varias horas o toda la noche.

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies.

ACEPTAR
Aviso de cookies