Todos sabemos más o menos qué tenemos que hacer, pero no está de más tomar unas precauciones cuando nos vamos de vacaciones para intentar evitar que los ladrones nos entren en casa, y para ello os damos unas pautas como recordatorio:

  1. Si tenemos alarma, por supuesto dejarla conectada.
  2. No anunciar nuestra salida ni vuelta en las redes sociales ni comentárselo a los vecinos o comerciantes de la zona, ya que nunca sabemos quién está escuchando nuestras conversaciones; si tenemos hijos, advertirles especialmente de esto.
  3. Si podemos, dejarle las llaves a alguien de confianza, que puede airear la casa, regarnos las plantas y recogernos el correo del buzón. A esta persona, aleccionarla de que no comente con otras personas este hecho.
  4. Es mejor que la casa parezca habitada y no que esté totalmente cerrada: dejar la puerta y ventanas cerradas, pero alguna persiana medio levantada, y a ser posible alguna luz encendida.
  5. Nunca dejar dinero ni objetos de valor en el interior.
  6. preferiblemente dejar cortados los suministros, de tal manera que minimicemos al máximo el riesgo de accidentes: agua, gas, etc.
  7. Si no nos llevamos el coche, no dejar las llaves a la vista, y si tenemos llaves de amigos o familiares, nuca con llaveros en los que esté escrita la dirección de sus casas.

Y ahora a disfrutar de las merecidas vacaciones y esperamos que estos consejos os ayuden y no tengáis ningún percance.

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies.

ACEPTAR
Aviso de cookies